29 de enero de 2008

"400 Euros por tu Voto: la Progresividad de Zapatero"



ZP promete 400 euros de rebaja fiscal para todos los españoles si gana las próximas elecciones. ¡No están ustedes leyendo el argumento de una versión actualizada de la novela Tirano Banderas! Aunque parezca increíble, es una de las propuestas electorales del PSOE.



La parte curiosa del asunto, es que tanto el gran maestro de las finanzas ZP, como su equipo gubernamental la han calificado de ser una “medida progresiva y progresista”. Veamos, le paso lo de “progresista”, porque el PSOE ha degenerado hasta tal punto el concepto de “progresismo”, que ya cualquier cosa cabe dentro de él. Y siempre les queda decir que el que se oponga a ello pertenece a la “derecha extrema”… para variar.



Ahora bien, lo de “progresiva” ya es otra cosa, porque dejamos el “etéreo concepto de progresismo” para entrar en el ámbito del Derecho Tributario y de la Hacienda Pública, ambas disciplinas mucho más sólidas que la compilación de las ocurrencias gili – progres, que es el “progresismo”.



Todos los grandes expertos en esas dos disciplinas han llegado a la conclusión de que, un tributo pueden ser inspirado por el principio de :



- Progresividad: haciendo más onerosa la carga tributaria a aquéllos que tienen más capacidad económica (como tradicionalmente hace el IRPF)



- Proporcionalidad: estableciendo una carga igual, independientemente de la capacidad económica del sujeto tributario pasivo (por ejemplo el IVA, que es un 16% para todo el mundo, independientemente de su cuenta económica).



- Regresividad: haciendo la carga tributaria más onerosa a aquéllos que menos capacidad económica demuestran (siendo este principio eliminado de la legislación tributaria española al considerarse que atenta contra el principio de justicia, y contra el art. 31 CE)



Pues bien, tras esta explicación, sigo sin llegar a entender la “progresividad” de una medida fiscal que da exactamente el mismo tratamiento a Amancio Ortega, el hombre más rico de España, y a una cajera de supermercado que cobre el Salario Mínimo Interprofesional: a ambos se les devuelve 400 euros.



Ello por no hablar de que las personas que tengan unos ingresos muy bajos, y por tanto estén exentos de declarar a Hacienda, no verán ni un céntimo… ¡Sigo sin ver la progresividad!



Para cerciorarme bien, he consultado mis libros de la Universidad, y curiosamente el concepto de progresividad que en éllos se expresa tampoco coincide con la argumentación de Zp, por lo que estoy pensando seriamente en llamar a los catedráticos de Derecho y Hacienda que los han escrito, para que procedan a rectificarlos, y por descontado, también a las editoriales para que corrijan sus manuales educativos.



Al fin y al cabo, “el alumno de las dos tardes” no puede estar equivocado, pues su sapiencia ha hecho que España sea el único país de Europa al que lo llega la crisis económica internacional, considerándose a los que hablan de ella como unos antipatriotas.



La maestría de ZP es tal que en una reunión convocada en Londres entre los jefes de gobierno de Reino Unido, Francia, Alemania e Italia, además del presidente de la Comisión europea, para tratar sobre los efectos de esa “crisis inexistente y que no afecta a España”, no se ha invitado al premier español, y no porque su política exterior le haya colocado en un punto intermedio entre el patetismo y la intranscendencia, sino porque el resto de gobernantes acabarían quedando abrumados ante la sabiduría infinita del famoso estadista que ocupa la Moncloa.



Algunos tachan esta medida de cacicada, y de vulgar intento de comprar votos… A título personal creo que debemos sentirnos orgullosos de tener un líder que gobierne nuestro destino económico con la seriedad y rigor que le diferencian totalmente de los populistas líderes de izquierdas de otras latitudes…



Y es que, no se puede negar que, las medidas económicas de Zp alcanzan una altura internacional de paradigma en la gestión de un Estado, que solo podría ser comparado con el nivel cultural de Pepiño Blanco…



Saludos desde el País del Sarcasco

8 comentarios:

Adamantio dijo...

Por cierto, los 12 euros extra que aparecen en la foto son para los que publiquen en su blog una alabanza de la medida. ya saben jajaja

Eureka dijo...

Suscribo tu post, ZP hace el ridiculo con su politica economica, por otro lado inexistente, siendo liberales y creyendo en que el Estado ha de ser inframinimo, es necesario que se apliquen rebajas fiscales pero con cara y ojos, y como parte de una reforma, no esta ridiculez de Zeta sobre la marcha...
y añado que dentro del PSOE ya hay disidencia, esa medida de los 400 euros jamas sera ni seria aplicada (en caso de que Zeta gobierne despues del 9 M, cosa que dudo, ya se, me llaman ilusa, pero nos reiremos todos el 10, Rajoy va a arrasar)...
Disculpa, pero no me funciona la tilde en este ordenador.
Me gusta tu blog

Caballero ZP dijo...

Dejando a un lado el tema económico, que por cierto lo explicas estupendamente, lo que más gracia me hace es que después de recibir críticas de todos los sectores incluido el suyo, se sorprenda y diga que entiende esas críticas si lo hubiese dicho en campaña, como si todos no supiésemos en lo que estamos.
Saludos.

Shasta dijo...

ZP está empezando a convertirse en mi ídolo.
No me reía tanto con alguien desde hace mucho tiempo.

J. F. Sebastian dijo...

Ahí, ahí, con fina ironía... He oído que se hacía lo mismo para comprar votos en el s. XIX. Y seguro que también en el XVII de Alatriste también de haber existido democracia... Hay cosas que nunca cambian. ¿Harán unas cañitas más propina con tus 12€ de plusvalía? ;-P

Bl@cK dijo...

Como decimos aquí respecto a las campañas electorales:

"Tu voto o la vida"

Natalia Pastor dijo...

Lo único progresivo en este asunto, es el ridículo y bochorno de este Gobierno,que no tiene límites ni fronteras.

Adamantio dijo...

Creo que como bien se ha apuntado por aquí, empieza a ser tan surrealista, que da pena... o risa. Solamente él no se da cuenta de que es humillante oír ese tipo de propuestas: es un insulto a la inteligencia...

Ideas Libérrimas - 2008 -